¿Cómo empezar a bailar? Los primeros pasos

Cuando estamos en una fiesta nos damos cuenta de la soltura que tienen la mayoría de los asistentes para incorporarse a bailar en los diferentes estilos de música. Sin embargo, si tú eres más de los que piensan que de los que actúan, es posible que necesites una pequeña guía para poder iniciarte en el mundo del baile.

Antes de nada tienes que saber que cada estilo tiene sus propios pasos… por lo que nosotros te vamos a dar algunos consejos para que te inicies en el mundo del baile estilo libre y, a partir de ahí, vayas perfeccionando tu técnica.

¡Empezamos a bailar!

Dance

Entiende el ritmo: Intenta marcar el ritmo en tu cabeza. Puedes contar del 1 al 4 en tu cabeza. También intenta seguir el compás con tu cabeza. Una vez que hayas cogido el ritmo te será más fácil poder bailar a su son.

Juego de pies

Ahora vamos a apoyar todo nuestro peso sobre un solo pie. En cada finalización del compás (en los tiempos que estamos marcando en la cabeza) desplazaremos el paso hacia el otro pie.
El movimiento de cambio de pies debe de ser muy sutil para que denote que, efectivamente, estás bailando.

Una vez que te empieces a mover dentro del límite que hay marcado tendrás que empezar a mover tus pies. Justo en el momento en el que vas a cambiar de peso puede probar a mover un pie hacia adelante (tan solo unos 2-5 centímetros) y luego hacer que vuelva a su posición inicial.

El baile se complica aún más en el caso de que estemos bailando con una pareja: en este caso nuestros movimientos se tienen que acoplar a ella para evitar pisarla.

Juego de caderas

Hombres bailando

Mientras cambias de peso de un pie a otro puedes probar a hacer un leve movimiento de cadera hacia el pie al que lo estamos cambiando; por ejemplo, si toca cambiar al pie derecho, moveremos la cadera a la derecha. También podemos mover un poco el hombro hacia adelante.

Datos finales

Una vez que empieces a coger el ritmo intenta disfrutar lo máximo posible. Puedes dejar tus brazos colgando o dejar que estos se muevan también al ritmo de la música.
Te vamos a dar un truco que nunca falla: si no sabes cómo bailar un estilo de música, fíjate en alguien e intenta copiar sus movimientos.